ASESINATO EN LAREDO

Pablo Casado, firme contra la lacra de la violencia machista

Pablo Casado en su visita en Melilla al Panteón de Héroes de la Guerra de 1921. (Foto: @PabloCasado)
Pablo Casado en su visita en Melilla al Panteón de Héroes de la Guerra de 1921. (Foto: @PabloCasado)
En su visita a las ciudades autonomías de Ceuta y Melilla, pendiente del cierre de la negociación entre Partido Popular y Ciudadanos, Pablo Casado pidió un minuto de silencio por el asesinato de Rebeca.
"Nuestro compromiso contra la violencia es innegable. Fue el @PPopular el que estando en el Gobierno promovió el Pacto contra la Violencia de Género que se dotó con 1.000 millones de euros para luchar y combatir esta lacra por todos condenable", el tuit de Pablo Casado ante las amenezas de Vox, el partido de extrema derecha, de no apoyar la investidura de Juan Manuel Moreno Bonilla, Juanma.



En su viaje a las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla, Pablo Casado ha sido firme en defender el pacto de gobierno de Partido Popular y Ciudadanos, la investidura de Juan Manuel Moreno Bonilla, y la ilusión del cambio político en Andalucía. Pero a la vez ha subrayado la posición de su partido.

En Andalucía, la posición de Pablo Casado es la de la coalición entre Partido Popular (derecha) y Ciudadanos (centro liberal) y el diálogo y negociación con Vox (extrema derecha). Sabía bien que la llave para la elección de la presidenta de la Cámara estaba en Vox (extrema derecha). De ahí la foto de Teodoro García Egea y Javier Ortega Smith. De nuevo, es la misma llave la que permirá la investidura para un gobierno del cambio. Por parte de Pablo Casado, la disposición a una nueva foto pero no a que Vox destroce lo pactado.

En Sevilla es un momento importante. Pablo Casado rechaza los llamados cordones sanitarios (aislar totalmente a una fuerza política). Está dispuesto a pactos, negociación y relación fluida con Vox. Pero ha comprendido, si cede continuamente, que puede estar en juego la estabilidad de un partido de gobierno como es el Partido Popular. Según el sondeo de Sigma Dos para el Legacy Media El Mundo, podría convertirse en la tercera fuerza del Congreso de los Diputados pasando de 137 escaños a un nuevo suelo de 70. De ahí la alarma.

"La violencia doméstica no hay que politizarla; tenemos que sacarla del debate partidista e ir todos juntos", subrayó ante las primeras exigencias de Vox.

Hizo además importantes precisiones.

"El Partido Popular no va a admitir ninguna lección de la izquierda de cómo combatir esta lacra social ni que la izquierda ponga cordones sanitarios a ningún partido cuando ellos están cenando en Nochebuena con los terroristas de ETA y están pactando en Cataluña con aquellos que quieren romper España", señaló.

Subrayó además que "somos el partido que promovió el único pacto nacional, dotado con 1.000 millones de euros".

En un acto en Ceuta, para ratificar a Juan Jesús Vivas como candidato del partido a las elecciones de mayo, pidió un minuto de silencio ante el asesinato en Laredo (Cantabria). Rebeca A. C. S., de origen dominicano, la primera mujer asesinada por violencia machista en 2019. El presidente del Partido Popular llamó a "ir todos juntos caminando hacia la efectiva erradicación definitiva" de esta "terrible lacra social".

¿Quiere de verdad Santiago Abascal, formado en el Partido Popular del País Vasco, seguir insultando a Albert Rivera y colocar a Pablo Casado en una situación límite en Andalucía? En apenas dos semanas el primer gran suspense del crítico 2019 se va a revelar.




 

Comparte esta noticia

COMENTARIOS