DEBATE A FONDO

Intenso Eurogrupo, carta al G20, y la medida sin precedentes de Lagarde

El BCE eliminó el riesgo de liquidez de la banca para que fluya el crédito. (Foto: @Lagarde)
El BCE eliminó el riesgo de liquidez de la banca para que fluya el crédito. (Foto: @Lagarde)
Un intenso debate entre quienes quieren emitir deuda común y los abogan por imponer condiciones a quienes acudan al MEDE. La llamada de líderes al G20 y la decisión de Christine Lagarde.
Medida muy importante del Banco Central Europeo (BCE). Christine Lagarde impulsó la medida fuera de la ortodoxia de eliminar el riesgo de liquidez de la banca para garantizar que fluya el crédito. Medidas realmente sin precedentes para permitir que la banca pueda acudir casi con préstamos de todo tipo a las subastas del BCE.



Asunto relevante también la carta de líderes de todo el mundo al G20. Expresidentes y ex primeros ministros de 70 países, así como relevantes personalidades del mundo de la economía y de las relaciones internacionales, exigen un liderazgo global que actúe con urgencia para evitar que el coronavirus se extienda y reaparezca en zonas vulnerables de Asia, África y Latinoamérica.

Y finalmente, debate de fondo en el Eurogrupo.

Larga reunión de los ministros de Finanzas sobre el mecanismo para mutualizar la deuda que ayude a los países más afectados por la pandemia a financiarse, así como la condicionalidad a exigir para acceder al fondo de rescate europeo.

La emisión de deuda conjunta genera controversia. España, Francia e Italia defienden la incorporación de una emisión de eurobonos temporal y limitada en el tiempo para financiar la recuperación económica tras la pandemia. Alemania y Países Bajos rechazan esta fórmula, conocida como eurobonos.

Controversia también sobre la condicionalidad vinculada al acceso a la financiación que ofrece el fondo europeo de rescates (MEDE), que tiene disponibles unos 240.000 millones para aquellos países que lo soliciten. Italia sigue rechazando frontalmente que éste sea la primera línea de defensa. España acepta que estos préstamos estén sólo vinculados a adoptar medidas para responder a la pandemia. Países Bajos solicita que exista algún tipo de condicionalidad para garantizar la estabilidad financiera de los Estados miembros.

El tercer pilar dentro del paquete de ayuda, el fondo de ayuda al desempleo anunciado por la presidenta de la Comisión Europea, Ursula Van der Leyen, también suscitó controversia. Países Bajos ha defendido definir con claridad cuál será la duración de este instrumento y, además, ampliar su alcance para que no sólo sirva para evitar despidos. Una gran prueba para el presidente del Eurogrupo, el portugués Mário Centeno.

Comparte esta noticia

COMENTARIOS