CLIMA DE REBELIÓN

David Davis dimite y abre la peor crisis sobre Brexit en desafío a Theresa May

Ruptura total de David Davis con la primera ministra. (Foto: @10DowningStreet)
Ruptura total de David Davis con la primera ministra. (Foto: @10DowningStreet)
Estalló la peor tormenta política en Londres solo dos días después de haberse firmado un consenso sobre la futura relación bilateral con la Unión Europea. Desconcierto en Bruselas por la dimisión de David Davis.
Muy grave tormenta política en Londres. El importante ministro para la salida del Reino Unido de la Unión Europea, David Davis, dimitió de su cargo.



Rompe con el Gobierno de la primera ministra, Theresa May, después de acordarse el plan del futuro vínculo con la Unión Europea que contempla la creación de un mercado común de bienes, lo que había sido criticado por los tories partidarios de un Brexit radical.

Se abrió un escenario peligroso. La diputada laborista Seema Malhotra, miembro de la comisión del Brexit en la Cámara de los Comunes, se preguntó por un efecto dominó: "¿No sería concebible que May se fuera en unos días o semanas, que los tories se sumieran en el caos y se convocaran unas elecciones generales?".



La dimisión de Davis, que accedió al cargo tras el triunfo del Brexit en el referéndum del 23 de junio de 2016, se produce tras un fin de semana de conjeturas sobre la unidad del Gobierno después de que los diputados llegaran el viernes in extremis a un consenso sobre la futura relación bilateral.

La propuesta acordada en la residencia oficial campestre de Chequers (sur inglés), que aún debía ser estudiada por la Unión Europea, no satisfizo, aunque la aceptaron, a la poderosa minoría de ministros pro-Brexit duro, debido a que conlleva una armonización normativa y aduanera con el bloque comunitario.



La nueva relación bilateral se aplicaría al término del periodo de transición de 21 meses posterior a la salida del Reino Unido de la Unión Europea, prevista para el 29 de marzo de 2019.

En el grupo de unos siete ministros partidarios de un Brexit duro o ruptura total con la Unión Europea figuran, además de David Davis, el titular de Asuntos Exteriores, Boris Johnson, y el de Medioambiente, Michael Gove, cuyos cargos quedan ahora en entredicho.

La marcha de David Davis es un duro golpe para Theresa May, que pierde a su negociador del Brexit con Bruselas y a una figura clave para mantener el equilibrio dentro de su Gobierno.

El momento es grave en Londres. David Davis, de 69 años,  euroescéptico, exmiembro de las fuerzas especiales del Ejército, fue designado hace dos años para dirigir el recién creado Departamento para la Salida de la Unión Europea. De repente quedó retratado que fue un camino a ninguna parte.

En declaraciones a la BBC, David Davis ha explicado que cualquier competencia que recupere el Parlamento británico tras el Brexit sería "ilusoria". "Esto se pinta como una devolución de poderes a la Cámara de los Comunes. En la práctica, no lo es", sentenció. Con David Davis han dimitido, dos secretarios de Estado de su Ministerio: los muy euroescépticos Steve Baker y Suella Braverman.

Para Theresa May es momento de extrema dificultad. Le obliga a remodelar su Gobierno en el momento en que tenía que recabar el apoyo de sus diputados para su plan, el proyecto acordado en su Gabiente el viernes 6. Imposible peor crisis y peores prespectivas. 

El opositor Partido Laborista ha sido tajante. "La dimisión de David Davis en estos tiempos tan cruciales muestra que a Theresa May no le queda autoridad y es incapaz de gestionar el Brexit. Con su Gobierno sumido en el caos, si continúa, está claro que está más interesada en aferrarse al poder por su propio interés que en servir a la gente de este país", sentenció Jeremy Corbyn.

Comparte esta noticia

COMENTARIOS