DECISIVOS COMICIOS

Boris Johnson, obligado a lograr la mayoría absoluta el 12 de diciembre

El Parlamento británico aprobó adelantar las elecciones al 12 de diciembre. (Foto: 24h/TVE)
El Parlamento británico aprobó adelantar las elecciones al 12 de diciembre. (Foto: 24h/TVE)
Comicios generales el 12 de diciembre. Convicción general de que sólo existe la opción de las elecciones anticipadas como solución final en el Reino Unido ante la parálisis del Brexit.
Por parte de la Unión Europea, el criterio está definido. Acuerdo del Coreper (Comité de Representantes Permanentes) ratificado por Donald Tusk. La Unión Europea concedió al Reino Unido una tercera prórroga para el Brexit. Una prórroga de tres meses, hasta el 31 de enero de 2020, pero flexible. Es decir se abre la posibilidad de la salida inmediata del Reino Unido una vez quede ratificado el Acuerdo de Retirada.



Por parte del Reinio Unido, elecciones anticipadas el 12 de diciembre para una decisión última también sobre el Brexit. Al final, la salida es la de los comicios. Ninguna duda de que van a ser las elecciones generales de mayor trascendencia en la reciente historia del Reino Unido. En manos de 45 millones de británicos el futuro de la relación con la Unión Europea

La Cámara de los Comunes aprobó la ley para la celebración de comicios anticipados. El Partido Laborista aceptó finalmente el plan del primer ministro para salir del pantano del bloqueo legislativo. Era imposible en los Comunes, después de tres años y medio de debates y forcejeos, una decisión final sobre el Brexit tras aprobarse en referéndum.

Una votación final para celebrar comicios por 438 votos a favor y 20 en contra. Estos comicios son claves para el futuro del Brexit, tras la prórroga hasta el 31 de enero de 2020 concedida por la Unión Europea. Jeremy Corbyn aceptó apoyar la convocatoria al considerar que se eliminó el riesgo de una salida caótica el 31 de octubre.

Las posiciones están marcadas. Boris Johnson busca la mayoría absoluta para la salida de la Unión Europea con el acuerdo pactado. La oposición quiere convocar un referéndum en que los británicos decidan si quieren continuar o no con la ruptura con la Unión Europea.

Atención a estos comicios de riesgo general. La última elección celebrada en diciembre fue en 1923. Los conservadores ganaron pero los laboristas llegaron al poder con apoyo de liberales. La participación es una incógnita. Podría producirse una importante abstención. El 12 de diciembre, en el umbral de las Navidades, a las 16,32 será ya de noche en Londres.

Frente a conservadores y laboristas, el Partido del Brexit de Nigel Farage plantea una salida brusca. Los liberal-demócratas prometen por su parte revocar la solicitud del Brexit. Las encuestas proyectan una ventaja para los conservadores pero podrían poducirse movimientos de votantes sin precedentes.

Los conservadores esperan ganar votantes proBrexit de los laboristas. Pero también existe el riesgo perder a su vez ante el empuje de Farage. Los moderados a favor de la Unión Uuropea de los conservadores y de los laboristas podrían pasarse por su parte a los liberales.

En este escenario movedizo, Londres podría apoyar a los liberales. Los nacionalistas confían en un gran triunfo en Escocia, en las áreas antiBrexit. Boris Johnson, dispuesto a un golpe de mano en el centro y norte de Inglaterra. Los laboristas ante los escenarios de convertirse en los grandes perdedores, 

Pero se va vivir un escenario muy flexible y escurridizo. Boris Johnson puede perder votos a la vez ante el Partido del Brexit, los liberales y los nacionalistas escoceses. Ni mucho meses está dibujada una proyección de mayoría absoluta. El Partido Laborista ante las dos caras, la de perder pero a la vez ser la llave última para formar gobierno. El escenario de todos los riesgos se abrió. 
 

Comparte esta noticia

COMENTARIOS